Namaste cumple 7 años

Por

6 octubre, 2010

Ahora que hemos compartido 7 años de andadura, este mes que estamos de aniversario, me gustaría contarte algo sobre esta revista y lo que supone hacerla cada mes.
Me gusta pensar que Namaste es un pequeño barco artesanal, un llaüt, que navega en el agitado mar de los medios de comunicación. Tras 7 años de travesía, su tripulación ha aprendido a capear algunos temporales, a protegerse de los piratas que tratan de abordarla y a disfrutar de la calma chicha. Empezamos a intuir que lo importante del viaje no es el destino, sino la experiencia de viajar, la magia de compartir y relacionarnos y el placer de entregarse al esfuerzo sin pensar demasiado en el resultado. Hemos aceptado que no controlamos el proceso sino que somos conducidos por la Vida. Hemos aprendido que no podemos dirigir los vientos pero si colocar las velas. Y tenemos la certeza de que el viaje puede acabar en cualquier momento, lo que hace que cada instante tenga verdadero valor y que estemos profundamente agradecidos por todo lo vivido, que es mucho.
En este nuevo ciclo de 7 años que empezamos, Namaste asume el compromiso de llevar los temas que nos interesan al corazón de la sociedad. Es la hora de iniciar un cambio cultural que nos lleve del consumismo destructivo a la sostenibilidad. No son suficientes las medidas políticas para la transformación social, los retos a los que nos enfrentamos requieren de un cambio de visión. Un nuevo paradigma. Es el momento de que las cuestiones hasta ahora alternativas se conviertan en la corriente principal, es la hora de salir del ghetto, de ser constructivos y trabajar para llevar nuestra ideas a los centros de decisión. Es la hora del coraje y de la acción. Es la hora de aprovechar la crisis para rediseñar nuestros sistemas.
Estoy muy agradecido al equipo que cada mes hace posible la revista: Melanie, Soraya, Fabián, Andrey… gracias por vuestra entrega. A todos los colaboradores cuyas aportaciones hacen que esta revista sea posible y a todos los amigos y lectores que nos permiten cerrar el círculo de la comunicación. Una de las cosas buenas de este trabajo es que lo hacemos con la ayuda de muchos amigos. Mucha gente nos ha demostrado su agradecimiento y su amor incondicional hacia esta revista. Y cada día nos ayudan desinteresadamente. Nosotros sentimos que Namaste es de todos, los que hacemos la revista simplemente somos la tripulación. Y nuestro norte, lo que anima esta revista, es un deseo sincero y profundo de dejar un mundo mejor para nuestros hijos.
El corazón de esta revista son sus contenidos. Son el alma. Todos trabajamos para que sean de calidad y te lleguen de la mejor manera posible. La publicidad, el diseño, la administración, la redacción… todos trabajamos para seleccionar y hacerte llegar las mejores historias para ti. Es nuestra forma de contribuir a nuestra comunidad, de ganarnos la vida y de realizarnos profesionalmente. No hacemos esta revista para tener anuncios publicitarios, sino que tenemos publicidad para poder hacer esta revista. Tratamos de ofrecer el mejor servicio posible a quien se anuncia en Namaste. Gracias a ese intercambio comercial podemos financiar el proyecto, y logramos que los 15.000 ejemplares de Namaste y su página web lleguen hasta ti gratuitamente.
Namaste no es un fin. Namaste es un medio que nos hemos inventado para aportar nuestro granito de arena al cambio de paradigma que se está produciendo. Y los momentos de crisis que vivimos son una oportunidad única para rediseñar nuestros sistemas y hacerlos más humanos y sostenibles.
Hace precisamente 7 años. Una persona me dijo “para alcanzar el dominio de una disciplina hay que dedicar 21 años. Los 7 primeros años son de purificación, los 7 siguientes de aprendizaje y, después, llegan 7 años de gozo y maestría”. Según esta teoría, Namaste termina un largo proceso de purificación. Un periodo de ensayo-error a través del que hemos ido creando esta revista. Han sido 7 años en los que hemos descubierto la importancia de las relaciones, el reto de la comunicación interpersonal madura y la inteligencia emocional, de la sostenibilidad económica, de lo difícil que es ser ecológicamente coherente y de armonizarnos con el lugar que nos acoge. Si damos esta teoría como cierta, estamos en disposición de empezar a aprender. Me encantaría compartir los siguientes 7 años de aprendizaje contigo. ¿Nos acompañas en esta nueva travesía

Ahora que hemos compartido 7 años de andadura, este mes que estamos de aniversario, me gustaría contarte algo sobre esta revista y lo que supone hacerla cada mes.

Me gusta pensar que Namaste es un pequeño barco artesanal, un llaüt, que navega en el agitado mar de los medios de comunicación. Tras 7 años de travesía, su tripulación ha aprendido a capear algunos temporales, a protegerse de los piratas que tratan de abordarla y a disfrutar de la calma chicha. Empezamos a intuir que lo importante del viaje no es el destino, sino la experiencia de viajar, la magia de compartir y relacionarnos y el placer de entregarse al esfuerzo sin pensar demasiado en el resultado. Hemos aceptado que no controlamos el proceso sino que somos conducidos por la Vida. Hemos aprendido que no podemos dirigir los vientos pero si colocar las velas. Y tenemos la certeza de que el viaje puede acabar en cualquier momento, lo que hace que cada instante tenga verdadero valor y que estemos profundamente agradecidos por todo lo vivido, que es mucho.

En este nuevo ciclo de 7 años que empezamos, Namaste asume el compromiso de llevar los temas que nos interesan al corazón de la sociedad. Es la hora de iniciar un cambio cultural que nos lleve del consumismo destructivo a la sostenibilidad. No son suficientes las medidas políticas para la transformación social, los retos a los que nos enfrentamos requieren de un cambio de visión. Un nuevo paradigma. Es el momento de que las cuestiones hasta ahora alternativas se conviertan en la corriente principal, es la hora de salir del ghetto, de ser constructivos y trabajar para llevar nuestra ideas a los centros de decisión. Es la hora del coraje y de la acción. Es la hora de aprovechar la crisis para rediseñar nuestros sistemas.

Estoy muy agradecido al equipo que cada mes hace posible la revista: Melanie, Soraya, Fabián, Andrey… gracias por vuestra entrega. A todos los colaboradores cuyas aportaciones hacen que esta revista sea posible y a todos los amigos y lectores que nos permiten cerrar el círculo de la comunicación. Una de las cosas buenas de este trabajo es que lo hacemos con la ayuda de muchos amigos. Mucha gente nos ha demostrado su agradecimiento y su amor incondicional hacia esta revista. Y cada día nos ayudan desinteresadamente. Nosotros sentimos que Namaste es de todos, los que hacemos la revista simplemente somos la tripulación. Y nuestro norte, lo que anima esta revista, es un deseo sincero y profundo de dejar un mundo mejor para nuestros hijos.

El corazón de esta revista son sus contenidos. Son el alma. Todos trabajamos para que sean de calidad y te lleguen de la mejor manera posible. La publicidad, el diseño, la administración, la redacción… todos trabajamos para seleccionar y hacerte llegar las mejores historias para ti. Es nuestra forma de contribuir a nuestra comunidad, de ganarnos la vida y de realizarnos profesionalmente. No hacemos esta revista para tener anuncios publicitarios, sino que tenemos publicidad para poder hacer esta revista. Tratamos de ofrecer el mejor servicio posible a quien se anuncia en Namaste. Gracias a ese intercambio comercial podemos financiar el proyecto, y logramos que los 15.000 ejemplares de Namaste y su página web lleguen hasta ti gratuitamente.

Namaste no es un fin. Namaste es un medio que nos hemos inventado para aportar nuestro granito de arena al cambio de paradigma que se está produciendo. Ese es el verdadero fin de Namaste. Cuesta creer que somos capaces de ver las cosas de manera diferente a la que estamos acostumbrados por nuestra cultura. Vivimos a través de visiones que hemos heredado, y nos resulta difícil considerar que las cosas pueden no ser como las vemos. Pero es posible. Y los momentos de crisis que vivimos son una oportunidad única para rediseñar nuestros sistemas y hacerlos más humanos y sostenibles.

Hace precisamente 7 años. Una persona me dijo “para alcanzar el dominio de una disciplina hay que dedicar 21 años. Los 7 primeros años son de purificación, los 7 siguientes de aprendizaje y, después, llegan 7 años de gozo y maestría”. Según esta teoría, Namaste termina un largo proceso de purificación. Un periodo de ensayo-error a través del que hemos ido creando esta revista. Han sido 7 años en los que hemos descubierto la importancia de las relaciones, el reto de la comunicación interpersonal madura y la inteligencia emocional, de la sostenibilidad económica, de lo difícil que es ser ecológicamente coherente y de armonizarnos con el lugar que nos acoge. Si damos esta teoría como cierta, estamos en disposición de empezar a aprender. Me encantaría compartir los siguientes 7 años de aprendizaje contigo. ¿Nos acompañas en esta nueva travesía?



9 comentarios

  1. Adriana dice:

    Chicos, desde hace siete años me están acompañando.
    Gracias por la entrega
    gracias por la coherencia
    gracias por el compromiso
    gracias por la seriedad
    gracias por la honestidad
    gracias por el corazón generoso de todos y de cada uno de los que están y de los que han pasado por allí
    un abrazo, y que estos siete se multipliquen por siete, el número mágico
    brindo con vosotros!
    Adriana

  2. rafael fosch dice:

    Intentaremos acompañaros en esta travesía…
    Me han encantado vuestras fotos, vuestra frescura…

  3. Amparo Moreno R. dice:

    Gracias. Muchas gracias.

    Y para el futuro, encantada voy.

  4. Namaste es una de mis lecturas favoritas en el dia a dia. Encuentro en ella temas diversos, análisis certeros, novedades interesantes y, ante todo, transparencia y belleza en toda su extensión. Namaste es un oasis entre los contaminados medios de difusión de ideología. Aquí se respeta al lector, se le invita a participar con comentarios y cada articulista es libre de manejar su temática como a bien tenga. Creo que Namaste está poniendo el listón bien alto en términos de comunicación. El espíritu de la Revista es preciso y necesario para esta época de confusión en la que mil voces estentóreas tratan de vendernos su mercancía atropellando de paso la verdad y en consecuencia al lector.
    Congratulaciones al equipo que produce esta gran publicación y que sean muchos años más los que contemos con su grata compañía y lectura. Gracias mil.

  5. ccp dice:

    Mi tío Humberto tenía un hobby: los pájaros.
    Cuando era chica el método para cazarlos me parecía algo natural.
    En una trampera pequenia colocaba un mirlo que cantaba y atraía a sus colegas
    alados y zas! compartían su propia pajarera para que nosotros pudiésemos gozar
    de sus trinos.
    Esta revista tiene un método para ganar melodías muy parecido.
    Pero a pesar del destape de una triquiniuela disculpable me adhiero a las felicita-
    ciones y les deseo llegar a los 84 anios, ciclo completo de Urano que conduce a la iluminación.
    Lo que viene después no se cuenta en tiempo cronológico.

  6. Juanjo dice:

    Recientemente descubrí vuestra web y me encantó desde el primer momento. Sus contenidos, su frescura, … , todo en general. No he tenido el gusto de vivir los primeros siete años pero os puedo asegurar que disfrutaré de la revista de ahora en adelante.

    Seguid así, enhorabuena por un gran trabajo.

  7. Marga dice:

    Muchas felicidades por vuestro aniversario!! Y Enhorabuena por el formidable trabajo que lleváis a cabo cada mes. Muchísimas gracias a todo el equipo que reliza la revista, sin vosotros el mundo sería un lugar gris y sombrío. Por supuesto que me apunto para el aprendizaje! Seguid así y conseguiréis todo lo que deseáis. Me considero una buscadora, una aprendiz de la vida que gracias a la revista Namaste ha descubierto que puede haber algo más de lo que es ahora mismo el mundo. Con pequeñas acciones individuales, podemos cambiar el mundo, imaginad lo que puede hacer una comunidad de personas con los mismos valores e ideales!! Juntos podemos! Un cálido abrazo y un beso para todos los seguidores de la revista y para el equipo que la realiza!

  8. Angel dice:

    Ánimo, que sean muchas veces 7 años.

  9. ccp dice:

    Si les escribe un ángel es porque ya se ganaron el cielo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>